Skyline

Skyline
the movie

tus pupilas de gato

Virgin Galactic

House Music Ivan Robles

Wednesday, May 12, 2010

Tras la pista de las poblaciones humanas del Mediterráneo


El Mediterráneo, cuna de culturas y pueblos milenarios, ¿es un puente o una barrera en la historia genética de las poblaciones del norte y el sur? Estudiar el flujo génico y la estructuración de poblaciones entre la ribera norte y sur del Mediterráneo es el objetivo de los trabajos publicados por el grupo Biología de las Poblaciones Humanas, que dirige Pedro Moral del Departamento de Biología Animal de la UB.

Estas investigaciones, que han aparecido en las publicaciones BMC Evolutionary Biology y en el American Journal of Physical Anthropology, cubren uno de los contextos geográficos y poblacionales más amplios estudiados hasta ahora en el Mediterráneo, y revelan diferencias en la estructuración genética de las poblaciones que habitan la ribera norte y sur.

"La historia genética de las poblaciones se entenderá completamente cuando tengamos un conocimiento más completo de la arquitectura y variación del genoma humano. El Mediterráneo, en especial, es un área de gran complejidad, y estudiar la variabilidad genética de sus poblaciones es todo un desafío científico", explica el profesor Pedro Moral, director de las investigaciones. El artículo publicado en la revista BMC Evolutionary Biology descubre nuevos datos sobre la estructuración genética de las poblaciones humanas en ambas orillas mediterráneas y el flujo génico a través del Sáhara. Durante el proceso de investigación, el equipo ha seguido la huella genética de los polimorfismos en las regiones genómicas de los factores de coagulación sanguínea VII y XII, ligados a la predicción de factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares. La muestra poblacional, bien tipificada, era de 687 individuos de países de la cuenca mediterránea (España, Francia, Grecia, Turquía, Marruecos, Argelia y Túnez) y de otras poblaciones (Costa de Marfil y Bolivia).

Norte y sur: reconstruir una historia común

¿Qué papel ha tenido el Mediterráneo en la evolución genética de las poblaciones? Todavía quedan muchas incógnitas por resolver y las dos riberas, pobladas originalmente en tiempos paleolíticos, muestran una historia genética con rasgos diferenciales entre norte y sur. «Cada marcador genético nos cuenta una historia diferente sobre las poblaciones humanas y, a menudo, el debate científico también se centra en el tipo de marcador que cabe emplear. El Mediterráneo, desde el punto de vista experimental, es un buen escenario para validar la aplicación de nuevas metodologías en estudios poblacionales», explica Georgios Athanasiadis, primer firmante del artículo. Este nuevo trabajo confirma los resultados de estudios previos con otros marcadores genéticos y perfila un escenario con diferencias discretas pero significativas en la estructuración genética de las poblaciones de la ribera norte y sur. El flujo génico subsahariano, más intenso en el norte de África que en el sur de Europa, podría ser uno de los factores que explicara en parte la diferenciación entre norte y sur. Sorprendentemente, también se ha descubierto que las mutaciones funcionales estudiadas no parecen tener un significado selectivo evidente en la población mediterránea. «Es como si la selección no hubiera configurado la variación actual de estos marcadores en las poblaciones del Mediterráneo», subraya Pedro Moral.

Reconstruir la historia común en las riberas del mare nostrum y el flujo génico entre las poblaciones de la región es también el objetivo del artículo publicado en el American Journal of Physical Anthropology. Este trabajo, enmarcado en un contexto poblacional y geográfico más extenso, analiza la huella genética de las poblaciones mediante marcadores genéticos de diferente naturaleza mutacional (Alu, STR y combinaciones Alu/STR) en una muestra de 1.831 individuos de países del Mediterráneo (España, Francia, Grecia, Turquía, Marruecos, Argelia y Egipto) y otros países de referencia (Alemania y Costa Marfil).

Para Emili González-Pérez, el primer autor del artículo, «en el área mediterránea, cada episodio ha dejado una huella en el genoma que podemos leer a través de diferentes tipos de marcadores genéticos». Para averiguar el grado de diferenciación genética, el equipo ha utilizado como marcadores de referencia los elementos Alu ―inserciones genómicas de carácter neutro y estable que pueden detectar señales antiguas en la historia de los linajes evolutivos― y los microsatélites o STR que, por sus mayores tasas de mutación pueden ser indicadores de señales más recientes dentro de la complejidad de la región mediterránea. De forma innovadora, los sistemas combinados Alu/STR (haplotipos) han sido clave para detectar combinaciones genéticas específicas y características de los grupos humanos mediterráneos que podrían abrir nuevas perspectivas en los estudios poblacionales de la región.

En palabras de González-Pérez, «los resultados confirman la diferenciación genética entre las dos riberas, pero también evidencian los rasgos diferenciales de la zona mediterránea como un conjunto poblacional con una historia propia y común. Con el uso conjunto de marcadores, hemos obtenido dataciones de ciertas combinaciones genéticas de hace 30.000-40.000 años, fechas que coinciden con el poblamiento paleolítico original de toda el área mediterránea, y al que siguieron una serie de episodios complejos, con al menos una oleada neolítica y abundantes interacciones históricas más recientes». Todo ello nos confirma, según el autor, que la región mediterránea tiene una larga y compleja historia y que sin duda sus posibles escenarios de poblamiento humano también lo son.

No comments:

Mystery Space Machines

Calorie Calculator

There was an error in this gadget

Pensamiento de hoy

febrero, 2008
Aprender sin pensar es tiempo perdido, pensar sin aprender es peligroso.
Confucio, filósofo chino.


"No hay viento favorable para el que no sabe a dónde va" (Séneca)

Camuflaje OVNI

Copyright

En nuestro mundo, una de las facultades que más nos asombra del mundo animal es la llamada mimetismo. Esta es la capacidad de los organismos vivos para pasar inadvertidos para los depredadores. Las variantes son múltiples, desde cambiar el color del pelaje, confundiéndose con su medio, hasta el de adquirir las formas de su entorno, incluso cuando nosotros mismos observamos el comportamiento de animales de nuestro interés, utilizamos el recurso del camuflaje. En la guerra la invisibilidad es una premisa, es por eso que la nación que logre duplicar el camuflaje OVNI obtendrá todas las ventajas sobre su enemigo. Actualmente existen naves invisibles, por lo menos para el radar, como el llamado Stealth Fighter, que por su diseño y pintura especial pasa inadvertido para los radares.

Einstein, en una de sus teorías afirmaba que mediante procesos magnéticos haciendo vibrar un objeto, esté podría desplazar el espectro electromagnético visible que despiden los objetos haciéndolos completamente indistinguibles para el ojo humano. Teoría que se probaría en el tristemente célebre experimento Filadelfia en 1947, con repercusiones bastante lamentables.

Los rayos infrarrojos y ultravioleta están por encima y por debajo, respectivamente, del espectro visible para el ojo humano. Para que una frecuencia infrarroja pueda ser perceptible son necesarios elementos ópticos y tecnológicos de los que carece el ojo humano, sin embargo, un ejemplo claro para poder realizarlo en nuestro hogar, basta colocar un telemando frente a una cámara de video y observarlo en el monitor de televisión.

Esto explicaría cómo aparece y cómo queda registrado en un video un OVNI, cuando al realizar la grabación éste no se observa y ni siquiera es el centro de atención. No obstante, este fenómeno también se produce en negativos fotográficos aun cuando este proceso (óptico químico) es diferente al video. Dando una idea de que si nuestras percepciones físicas no pueden detectar estos avistamientos, sí se cuenta con elementos para poder observarlos.

Otro tipo de camuflaje OVNI (al menos físico y visible), sería el de adoptar las formas del entorno atmosférico, en este caso nubes. Se han registrado avistamientos donde los observadores de estos fenómenos, ven claramente cómo las nubes tienen movimientos caprichosos en el cielo. Estos movimientos por cierto muy semejantes a los observados a través de la historia, donde incluso algunos casos se observan bajar entidades de las mismas.

Por otra parte, la misma maniobrabilidad de algunos OVNI´s hacen que pasen desapercibidos para algunos instrumentos de detección, esto como es de suponerse, sólo es necesario hallarse fuera del campo que cubre un radar, colocándose por encima o por debajo para pasar inadvertido. En medio de estos parámetros explicativos queda otra interrogativa, ¿se pueden ver o fotografiar entidades que se desarrollan en un plano de tres dimensiones? No, no se puede, ya que no obedecen las leyes físicas y ópticas del mismo comportamiento que conocemos, haciendo imposible dejar constancia en una placa o en un video, al menos con la óptica terrestre tal y como la conocemos.

Como se podrá deducir entonces, el hecho de que observemos OVNI´s en el cielo, sólo puede tratarse de un acto consciente de ser observados y enterarnos que allá arriba está sucediendo algo.