Skyline

Skyline
the movie

tus pupilas de gato

Virgin Galactic

House Music Ivan Robles

Wednesday, April 20, 2011

El extraño "sueño" de Joe Brandt



http://apocalipticus.over-blog.es/article-el-extrano-sueno-de-joe-brandt-48534846.html

Este es el relato es el resultado de una serie de visiones que tubo un joven de 17 años llamado Joe Brandt, mientras se recuperaba de una conmoción cerebral en el hospital de Fresno (California) a causa de la caida de un caballo. Tened presente que esto lo dijo Joe Brandt en el año 1937.

El sueño-visión ocurrió en una continuidad perfecta, noche tras noche, y durante varias noches, siempre retomandolo exactamente en el punto donde lo había dejado la noche anterior. Esto es algo fuera de lo común y sumamente extraño. Joe fué apuntando sus "sueños" en su diario, noche tras noche.

Los automóviles de mediano tamaño, que él vió, en el año 1937 no existían en los Estados Unidos en aquellos tiempos. Joe Brandt comentó acerca de la extraña forma de algunos de ellos de formas esféricas y redondeadas y pequeños muy similares a los coches que tenemos hoy en día.

Este fué su "sueño":

" Yo me desperté en el cuarto del hospital con un dolor de cabeza tremendo como si el mundo entero girara dentro de mi cerebro. Recuerdo, imprecisamente, la caída de mi caballo Blackie.Las imágenes comenzaron a formar en mi mente imágenes que se movieron con la velocidad de relámpago, imágenes que giraron y imágenes que se pararon. Parecía estar en otro mundo. Si fué el futuro, o si fue alguna antigua tierra, yo no podría decirlo.

Entonces lentamente, como la pantalla cinematográfica del cine, pero con color y olor y con el sonido, yo parecí encontrarme en Los Angeles.Los Angeles era más grande, mucho más grande, y los autobuses y coches llenaron las calles de la ciudad. Pensé acerca de Boulevard de Hollywood, y yo me encontré de repente, allí, en Hollywood Boulevard. Si esto es verdad, yo no lo sé, pero había muchos muchachos de mi edad con barbas y llevavan algunos de ellos pendientes. Todas las chicas llevaban faldas... verdaderamente cortas y ellos andaban repantingados hacia adelante, moviendose como haciendo un extraño baile. Yo me pregunté si podría hablar con ellos, y yo les dije "hola", pero ellos no me oyeron ni me vieron. Decidí que podría ser tan gracioso como ellos y traté de simular por un rato aquella clase loca de caminar. Adivino que es algo que se tiene que aprender. Pero no pude hacerlo.

Luego advertí que había un extraño silencio en el aire, una clase extraña de calma. Había algo mas, algo que no debería estar allí.Al principio, yo no lo podría ver, no supe lo que pasaba, hasta poco después, y entonces me dí cuenta de lo que faltaba: No HABIA PAJAROS. Escuché. Anduve dos manzanas al norte por el Boulevard...andube por Todas las casas...no había pájaros. Yo me pregunté entonces que les había sucedido a los pájaros. ¿Se habían ido? ¿Dónde? De nuevo, yo podría oír la calma. Yo nunca había experimentado nada parecido. Escuché un rato... y solo oí la calma.

Entonces, supe que algo iba a suceder. Yo me pregunté qué año sería. Ciertamente no era 1937. Vi un periódico en un rincón con una imagen del presidente. Seguramente no era el Sr. Roosevelt. Él tenía orejas más grandes, eras más pesado y mas grande. Si no era 1937, yo me pregunté qué año era entonces. Miré la fecha del periódico y el año acababa en un número que yo no pude determinar, yo no estaba seguro del año correcto. Mis ojos lo veian borroso...

Entonces vino alguien...alguien de 1937... era esa enfermera gorda y se prepara para tomar mi temperatura. Yo me desperté. El sueño loco fue el mismo, el de Los Angeles, y el sueño continuaría donde dejé el último sueño. Mi dolor de cabeza era peor. Es una maravilla que no me hubiese matado ese caballo.

He tenido otro sueño loco, sobre Hollywood. Esas personas. ¿Por qué visten ellos de esa forma? me pregunto yo. Yo me encontraba atrás en el Boulevard esperaba que algo sucediera. Algo GRANDE iba a suceder y yo iba a estar allí. Miré arriba, y ví un reloj debajo de ese teatro grande. Eran las 4 menos 10 minutos. Algo GRANDE iba a suceder. Paseé por la calle. En el cemento delante de un teatro estavan los nombres de estrellas de cine. Reconocí algunos de ellos. Los otros nombres eran nombres que yo nunca había oído. Yo me aburría. No quise volver al hospital en Fresno, y yo quise permanecer allí en el Boulevard incluso si nadie me podía ver. Esos niños locos. ¿Por qué van vestidos ellos de esa forma? Quizá es alguna víspera de halloween, pero no parece que sea la víspera de Todos los Santos. Parecía mas bien la Primavera, comienzos, o algo similar.

Había de nuevo esa falta de sonido otra vez.FALTABA SONIDO. La CALMA, la CALMA, la CALMA. ¿No sabían estas personas que los pájaros se han ido a algún lugar? El SILENCIO SE HACE BASTANTE GRANDE Y MAS GRANDE. SE QUE ALGO SUCEDERA. ALGO GRANDE SUCEDERA. ¡Y algo sucedió ahora!

Entonces me desperté. Ella me despertó mirandonme desde arriba, sonriendo y sonriendo, aquella enfermera gorda otra vez. "Es hora de que te tomes tu leche, niño," me dice. Cielos, la anciana de la habitación 30 quiere su pijama del gato. La próxima ves quizás ella me traiga chocolate caliente.

EL MOMENTO DEL ACONTECIMIENTO

Dónde fuí no lo se. ¡No se donde yo fui! He estado como en los confines de la tierra y atrás en el tiempo. He estado en el fin del mundo. Creo que no había nada. Ni siquiera el condado de Fresno, aunque estén aquí en este mismo minuto. Si solamente mis ojos conseguieran ver un poco más claro todo lo que puedo ver desde arriba hacia abajo. Pero nadie me creerá, de todos modos.

Entonces vuelvo a ese último momento en el Boulevar. Entonces veo a una mujer arrastrando a dos niños pequeños por cada mano (gemelos, yo adivino). Su falda estaba hacia arriba -- bastanta alta -- y tenia una mirada cansada. Pensé por un minuto si yo le podría preguntar acerca de los pájaros, lo que había sucedido con ellos, y entonces, yo recordé que ella no me vería. El pelo lo tenía todo sucio, y le salía por todas las partes de su cabeza. Muchos aquellos muchachos se parecian a ella, pero parecía tan cansada y quien quiera que fuese parecía estar arrepentida acerca de algo. Adivino que estaba arrepentida ANTES QUE aquello le sucediera, porque le sucedió seguramente.

Había un olor gracioso. No me gusta. Un olor como a azufre, ácido sulfúrico, un olor como la muerte. Por un minuto, yo pensé que regresé a la clase de química. Cuando busqué a la chica, ella se había ido. Quise encontrarla por alguna razón. Y entonces fué que supe que algo iba a suceder y yo podría permanecer con ella, y ayudarla. Pero se fué, y anduve media manzana, entonces vi el reloj otra vez. Los ojos parecieron pegarse a ese reloj. Yo no podría moverme. Esperé. Eran las CINCO MENOS CUATRO MINUTOS EN PUNTO EN UNA TARDE SOLEADA. Pensé que yo me pararía allí mirando ese reloj esperando para siempre ver algo venir.

Entonces, fué cuando vino, y no fué nada. No fué casi nada. No fue casi tan duro como el terremoto que tuvimos hace dos años. El suelo se sacudió, justo un instante. Las personas se miraron unas a las otras, sorprendidas. Entonces ellos se rieron, y yo me reí también. ¿Entonces esto fue lo que había estado esperando?. Esta graciosa sacudida corta. No significó nada. Me sentí aliviado y decepcionado. ¿Qué había estado esperando yo? Comencé a retroceder en el Boulevar, intentando mover las piernas como esos muchachos. ¿Cómo lo hacen ellos?.

Yo nunca lo averigüé. Sentía como si el suelo no fuera muy sólido bajo mis pies. Supe que soñaba pero yo todavía no estaba despierto. Había en el aire ese olor otra vez, viniendo como del océano. Llegaba a una calle y vi la mirada en las caras de dos chicos. Ellos estuvieron delante de mí, vinieron hacia mí. Ambos con barbas. Uno llevaba pendientes. Entonces le dijo uno al otro: "Salgamos de este lugar. Volvamos al este". Parecia austado. Y entonces fué como si las aceras temblaran, pero usted no podría verlo. Al menos no con los ojos que usted tiene ahora no lo vería. Una anciana tenía un perro, un perro blanco, y ella y su perro pararon y parecieron asustarse mucho, y ella entonces lo asió por las correas y dijo, "regresemos a casa, Frou, Frou.Mamá te llevará en casa". Esa pobre anciana llevando en brazos a su perro. Yo me asusté. Verdaderamente estaba muy asustado.

Recordé a la chica con los dos niños. Seguramente, iría hacia abajo. Comencé a correr. Corrí y corrí, y el suelo comenzó a temblar. Pero yo no lo podría ver aquello. Yo no podía sentirlo. Pero supe que el suelo temblaba. Todos parecian muy asustados. Estaban terriblemente asustados. Una señorita se sentó justo en una acera que se dobló toda y entonces la oí decir "terremoto, es el terremoto". una y otra vez ella decía aquello. Entonces yo SABÍA QUE ESTA VEZ SERÍA ALGO MUY DIFERENTE.

Entonces, fué cuando ocurrió. Ocurrió muy rápidamente. Fué rápido como nada. Parecía como el chillido de una sirena, largo y bajo, o el chillido de una mujer cuando da a la luz a un bebé. Fue atroz. Fue como si algo, algún monstruo, LEVANTARA LAS ACERAS DEBAJO DEL SUELO. Usted podía sentirlo mucho tiempo antes que usted lo viera, como si las aceras no tuvieran ya suelo debajo. Me fijé bien en los coches. Los conductores tocaban la bocina pero no estaban asustados. Los coches se movieron pero se mantenían en el suelo. Parecía como si ellos no supieran aún nada de lo que estaba sucediendo. Entonces, vi un coche blanco, con un bebé y el coche era la mitad del tamaño de uno normal, se salió del carril interior con el que limitaba. La chica que lo conducía justo sentada allí empezó a llorar. Ella estaba allí con los ojos mirando fijamente, como si ella no pueda moverse, pero yo la podia oírla. Lloriqueó. Como una niña. Hizo ruidos graciosos. Yo la miré, pensando en la otra chica.

Dije que esto era un sueño y que yo me despertaría... Pero yo no me desperté. Yo no me desperté. El temblor había comenzado otra vez, pero esta vez era diferente. Fue un temblor agradable, como una cuna cuando se mece un minuto, y entonces yo vi el centro del Boulevar qie pareció estar rompiendose en dos partes. El cemento parecía ser empujado directamente arriba por alguna pala gigante... Se rompía en dos. Por eso el coche de la chica perdió el control.. Y ENTONCES HUBO UN SONIDO FUERTE OTRA VEZ, COMO YO NUNCA HABÍA OIDO ANTES DE ESE MOMENTO...OÍA CIENTOS DE SONIDOS...OÍA TODAS LAS CLASES DE SONIDOS DE NIÑOS..., y de las mujeres y también de esos chicos locos con pendientes. Todos se movian, algunos de ellos cayeron al suelo encima de la acera. Yo no lo se describir bien, PORQUE CUANDO ESTABAN TIRADOS EN EL SUELO FUERON LEVANTADOS DEL SUELO DEL GOLPE, y las cañerías empezaron a partirse y a brotar agua de ellas... Los gritos, el ruido, todo aquello fue atroz. Yo me desperté. No quiero volber a tener ese sueño nunca otra vez.

EL TERREMOTO

Todo Volvió. Como si la primera vez fuera sido una presentación y todo yo podia volber a recordarlo, a ver de nuevo el fin del mundo. Fui inmediatamente al mismo lugar solo que llorando. Estaba en el mismo centro de todo aquello. Los tímpanos los sentía como si me fueran a estallar. El ruido estaba por todas partes. Las personas que caían, algunos de ellos se hacían daño al caer, otros gritaban aterrorizados. Los pedazos de edificios, las cascotes de todo tipo de cosas, volando por el aire. Un trozo de algo me dió en un lado de la cara, pero yo no sentí nada.

Deseé sólo despertarme, huir de ese lugar. Había sido divertido al principio, en el primer sueño, cuando yo sabía que iba a soñar con el fin del mundo o de algo. Pero esto fué terrible. Había personas más adultas dentro de los coches. La mayor parte de los niños estaban en la calle. Pero esos tipos mayores gritaban como si los estuvieran asesinando, como si nadie pudiera ayudarlos.. Nadie los podría ayudar. Nadie los podría ayudar.

Fue entonces que yo me senti elevarme hacia arriba. Quizá yo me había muerto. Yo no lo sé. Pero estuve sobre la ciudad, arriba sobre ella y vi como se inclinaba hacia el océano justo como que inclina una mesa de picnic. Algunos de los edificios tenían mejor resistencia de lo que yo podia creer. Aguantaban. Aguantaban. Las personas vieron esto y trataron de meterse dentro de ellos o conseguir ponerse al lado de ellos. Fue fantástico. Como un edificio se mantubo en pié todo el rato. Todo se rompia más y más alrededor de él, pero muchos de aquellos edificios se mantenían en pié como si nada. Estaba arriba flotando como una pluma desde arriba viendo a la gente. Comencé a animarlos. Vayan por ese camino, dije yo. vayan por ese camino. mantenganse en esa línea. Quise vitorear, gritar, chillar. Si los edificios resistían, esos edificios en el Boulevard, quizá la chica de chica de los dos gemelos, quizá ella podría conseguir meterse dentro de uno de ellos.

Miré todo de esta forma durante mucho tiempo, quizá durante tres minutos, y tres minutos me parecieron durar una eternidad. Todos trataban de conseguir meterse dentro de los edificios. Iban a conseguirlo. Supe que iban a salvarse, incluso si las aguas empezaran a subir. Pero ellos no lo sabian. Yo nunca me he imaginado lo que estaría pasando para que un edificio empiece a morirse. Un edificio se muere como una persona. Cede, parte de los grandes lo hicieron, solo que comenzaron a desmenuzarse, como un anciano que no puede ponerse en pié, que no puede incorporarse ya. Se desmenuzaban y trozos de ellos caían hacia abajo. Y los niños chillaron como locos más allá del rugido de las personas. Los edificios parecían aguantanan, pero los edificios se estaban muriendo. Yo no podía ver ya a aquellas personas. Me mantuve flotando en el aire. Estaba dispuesto a subir más alto.

Entonces parecí estar fuera todo aquello, pero podía ver. Parecí estar arriba en Oso Grande cerca de San Bernardino, pero la cosa graciosa era que podía ver en todas las partes. Supe lo que sucedía en varios sitios a la vez. La tierra pareció comenzar a temblar otra vez. Podía sentirlo aunque estuviera arriba bien alto. Esta vez duró quizá doce segundos, y fue apacible. Usted no podría creer que nada tan tranquilo podría causar tantos daños. Pero entonces vi las calles de Los Angeles y todo entre las montañas de San Bernardino y varios sitios mas. Se inclinaba todo hacia el océano, las casas, todo habiá en aquellos lugares. Podía ver las grandes carreteras, docenas de grandes carreteras se partian en varios trozos aún con los coches pequeños y de todo tipo en ellas todos los coches empezaron a chocar unos con otros, y algunos cayeron y empezaron a deslizarse en la misma dirección que la tierra.

Ahora el océano estaba entrando en la tierra, y se movía como una serpiente inmensa a través de la tierra. Yo me pregunté cuánto tiempo había pasado, y podía ver el reloj, aunque yo no estuviera allí en el Boulevard eran las 4:29 de la tarde.Había sido solo media hora. Estaba contento porque yo no podia oir mas sus gritos. Pero podía verlo todo. Podía verlo todo.

LAS OTRAS CIUDADES

Entonces, pude mirar un mapa inmenso del mundo, yo podría ver lo que sucedía en la tierra y con las personas. En San Francisco se sentía el terremoto, pero no de aquella manera, no era parecido a lo de Hollywood ni Los Angeles. Parecí ver la falla de San Francisco, no justo SAN ANDRES pero si cerca de San Francisco. Todo se movía como en una película de terremotos con Jeanette McDonald y el Aguilón. Podía ver todo eso, las montañas Sierra Nevada, y San Andres y San Francisco.

Supe lo que le iba a suceder a San Francisco.Lo iban a girar sobre el terreno. Giraría al revés. Fue rápidamente, a causa del corrimiento de tierra, pienso yo. Pareció ser mucho más rápido que lo que pasaba en Hollywood, pero entonces yo no fui exactamente a aquel lugar. Vi mas cosas de una manera larga y de lejos.

Cerré los ojos durante mucho tiempo, yo pienso que fueron diez minutos y cuando yo los abrí vi el Gran Cañón, que venía vacío, y vi la Presa de Canto Rodado que fué zarandeada desde abajo en el suelo. Y ví entonces, Nevada, y también hasta Reno, se movian todos como hacia el sur, de manera parecida a Baja California, México también se movía. Me pareció ver a algún volcán arrojando humo o laba, allá, junto con todo lo demás.

Vi el mapa de Sudamérica, especialmente Colombia. Otro volcán hacía erupción de forma violenta. Venezuela pareció estar teniendo un periodo de actividad volcánica. Lejos, a lo lejos, yo podría ver Japón, también.No fué fácil de ver, porque fui todavía hacia la Montaña Grande de Oso, pero veía Japón comenzar a adentrarse de lleno en el mar. Yo no puedo saber la hora, y no veía a las personas porque se parecian a los muñecos, vistos desde muy lejos. Yo no podía oírlos chillar, pero podía ver la mirada sorprendida en sus caras. Miraron al mar todo asombrados.Los veia tan lejos que yo apenas los podía ver. En un minuto o dos pareció acabar todo. Todos desaparecieron. El mar no dejó a nadie.

Yo no sabía en que tiempo ni hora estaba ahora. Yo no podía ver ningún reloj. Traté de ver la isla de Hawái. Acabé por ver como ondas en el mar... mareas inmensas que golpeaban contra ella. Las personas en las calles se mojaban, y corrian todos asustados. Pero yo no vi nadie a nadie engullido por el mar. Parecía como estar pasando alrededor del globo. Más inundaciónes. ¿Será inundado el mundo? Constantinopla. El Mar Negro subía. El Canal de Suez, por alguna razón pareció estar secándose. SICILIA... ella no tiene escapatoria. Podría ver todo como si fuera un mapa. El Etna entró en erupción. No sabía en que fecha era, pero pareció ser que sucedía más temprano o más tarde.

Yo no estuve seguro de en que tiempo estaba ahora. Veia a INGLATERRA... Inundaciones, pero inmensas no ondas de marea. El agua, llegaba por todas partes, pero nadie era muerto por el mar. Las personas tenian miedo y lloraban. Algunos de ellos se cayeron en las calles de rodillas y comenzaron a rezar para la salvación de el mundo. Yo no sabía que los ingleses fueran tan emocionales. Irlanda, escuelas en Escocia, todo estaba lleno y los de las iglesias rezaban noches y dias enteros. Las personas llevaban velas y todos lloraban por California, Nevada, algunas partes de Colorado, quizá todo, incluso Utah.

Todos gritaban y lloraban, la mayor parte lo hizo como si no conociera a nadie de Nevada, Utah, pero lloraban como si fueran parientes de sangre. Como una familia. Como si todo eso también les sucediera a ellos. NUEVA YORK entraba en mi campo de visión pero ella todavía estaba llí, nada había le había sucedido, solo había mas nivel del agua que subía hacia arriba. Aquí, las cosas fueron diferentes. Las personas corrían en las calles, gritando "es el fin de mundo". Los niños entraron en los restaurantes y se comieron todo lo que tenían a la vista. Vi una zapatería con todos los zapatos tirados en el suelo. Quinta Avenida, todos corriendo. Alguna radio emitía con un locutor que en unos pocos minutos, el poder quizás cortaba la emisión. Ellos pensaban que la gente debían de controlarse a sí mismos.

Cinco chicas corrían como locas hacia el Y.W.C.A., ese lugar en Lexington o en algún lugar. Corrieron como si estuvieron muertas de miedo. PERO NADA SUCEDIA EN NUEVA YORK. Vi a una anciana cogiendo los cubos de la basura, y llenandolos con agua. Todos parecían estar aterrados por morir. Algunas personas miraron aturdidas como las calles parecian llenarse de altavoces gritando fuertemente. No fue a la luz del día. Fue de noche. Vi, como al día siguiente, habia tropas del ejército por las calles. Los altavoces daban noticias otra vez acerca de depósitos de combustible rotos y las áreas de escasez de petróleo. Las personas parecieran estar saqueando los mercados.

Oregon, Washington, Dakota, Missouri, Minnesota, Canadá... en todos sitios ocurría igual o parecido que en Nueva York.

Vi muchos lugares que parecieron seguros, y las personas no huyeron asustadas. Especialmente las áreas rurales. Aquí todo fue casi como si nada hubiera sucedido. Las personas se dirigieron a estos lugares algunos a pié, algunos en coches (que todavía tenían combustible). Yo oí o de algún modo yo supe que en algún lugar del atlantico la tierra había subido. Mucha tierra. Conseguí un cansancio atroz. Quise despertarme, yo quería volver a ver a la chica para saber donde estaba y esos dos niños.Entonces yo me encontré atrás en Hollywood y que eran todavía las 4:29. De repente estaba arriba sobre Hollywood.

Podría oír ahora. Podría oír, en alguna parte, una emisora en el aire decirles a las personas que no se asustasen. Ellos morían en las calles. Había estaciones que seguían emitiendo incluso con todas esas sacudidas y temblores.Un hombre apareció en una imagen de un monitor, era un tipo bajito que debía de estar muerto de miedo. Pero él no lo estaba. Mantubo la calma y habló en gritos y leyó unas instrucciones. Algo acerca de helicópteros o alguna clase de aviones, pero supe que gente como ellos no podian irse o tener miedo.

Las cosas sucedían ahora en la atmósfera. Las ondas iban recorriendo ahora la atmósfera. Ondas.La pesadilla ondea.Entonces, vi otra vez, la Presa de Canto Rodado, bajando... empujar la tierra, empujando y rompiendose juntas. El Gran Cañón empujabala Presa de Canto Rodado y se rompía aparte. Fue a la luz del día.

Todas estas emisoras se fueron en el mismo momento que la Presa de Canto rodado cuando esta se había roto. Yo me pregunté cómo sabrian aquellas personas lo que estaba sucediendo en el Este. Eso fue cuando vi a la gente de los monitores. Yo los vi en los lugares más impares, como si estuviéramos allí con ellos. Como el tipo pequeño con gafas del monitor. Ellos se mantuvieron dando los informes a la gente. LLuegué a oir a un locutor de radio decir en emisión: "Esto es California. Entamos hundiendonos en el mar. Esto es California. Estamos hundiendonos en el mar... Dirijanse hacia los lugares altos. Vayan a las montañas. Hacia el oeste.Esto es California. Estamos hundiendonos en el mar..." yo lo podría ver todo aquello. Todo sucedía en el interior, las aguas del mar entraban hacia el interior. Ví como su mano todavía se agarraba a la mesa, él trataba de levantarse de nuevo, para después una vez más decir: "Esto es California estamos hundiendonos en el mar. Esto es California estamos hundiendonos en el mar". Oí esto, una y otra vez, durante lo que me parecieron horas diciendo una y otra vez aquellas mismas palabras.

Aquellas personas se mantuvieron haciendo su trabajo hasta el último momento y dando instrucciones a la gente: "Lleguen a las Montañas.Esto es California.Entramos el mar". Yo me desperté entonces. No pareció ser como si hubiera estado soñando. Yo nunca había estado tan cansado. Parecía haber pasado un minuto o dos solamente, y por un momento pensé que todo esto había sucedido de verdad. Me pregunté acerca de dos cosas. Yo no había visto todo lo que le sucedió a Fresno donde está mi casa y yo no había averiguado lo que sucedió a esa chica.

He estado pensando de ello toda la mañana. Regreso a casa mañana. Esto ha sido solo un sueño. No ha sido nada más.

Nadie en el futuro en Hollywood Boulevard llevará pendientes y esas estúpidas barbas. Nada de esto sucederá. Esa chica me pareció tan real como esos dos niños. Ni siquiera habrá nacido todavía y espero que se marche de California cuando tenga su gemelos y que ella no esté en el Boulevard ese día. ¡Ella parecía tan real!.

No puedo quitarme de la cabeza a aquel locutor de radio diciendo una y otra vez la misma cosa: "Esto es California. Entramos el mar. Esto es California. Entramos el mar. Lleguen a las montañas. Vayan hacia las cumbres. California, Nevada Colorado, Arizona, Utah. Esto es California. Entramos el mar". Adivino que seguiré oyendo esto en mi cabeza durante algunos días mas."

Esta visión fue escrita por Joe Brandt, a la edad de 17años , al recuperarse de una conmoción cerebral en el Hospital de Fresno, California, en el año 1937.

No comments:

Mystery Space Machines

Calorie Calculator

There was an error in this gadget

Pensamiento de hoy

febrero, 2008
Aprender sin pensar es tiempo perdido, pensar sin aprender es peligroso.
Confucio, filósofo chino.


"No hay viento favorable para el que no sabe a dónde va" (Séneca)

Camuflaje OVNI

Copyright

En nuestro mundo, una de las facultades que más nos asombra del mundo animal es la llamada mimetismo. Esta es la capacidad de los organismos vivos para pasar inadvertidos para los depredadores. Las variantes son múltiples, desde cambiar el color del pelaje, confundiéndose con su medio, hasta el de adquirir las formas de su entorno, incluso cuando nosotros mismos observamos el comportamiento de animales de nuestro interés, utilizamos el recurso del camuflaje. En la guerra la invisibilidad es una premisa, es por eso que la nación que logre duplicar el camuflaje OVNI obtendrá todas las ventajas sobre su enemigo. Actualmente existen naves invisibles, por lo menos para el radar, como el llamado Stealth Fighter, que por su diseño y pintura especial pasa inadvertido para los radares.

Einstein, en una de sus teorías afirmaba que mediante procesos magnéticos haciendo vibrar un objeto, esté podría desplazar el espectro electromagnético visible que despiden los objetos haciéndolos completamente indistinguibles para el ojo humano. Teoría que se probaría en el tristemente célebre experimento Filadelfia en 1947, con repercusiones bastante lamentables.

Los rayos infrarrojos y ultravioleta están por encima y por debajo, respectivamente, del espectro visible para el ojo humano. Para que una frecuencia infrarroja pueda ser perceptible son necesarios elementos ópticos y tecnológicos de los que carece el ojo humano, sin embargo, un ejemplo claro para poder realizarlo en nuestro hogar, basta colocar un telemando frente a una cámara de video y observarlo en el monitor de televisión.

Esto explicaría cómo aparece y cómo queda registrado en un video un OVNI, cuando al realizar la grabación éste no se observa y ni siquiera es el centro de atención. No obstante, este fenómeno también se produce en negativos fotográficos aun cuando este proceso (óptico químico) es diferente al video. Dando una idea de que si nuestras percepciones físicas no pueden detectar estos avistamientos, sí se cuenta con elementos para poder observarlos.

Otro tipo de camuflaje OVNI (al menos físico y visible), sería el de adoptar las formas del entorno atmosférico, en este caso nubes. Se han registrado avistamientos donde los observadores de estos fenómenos, ven claramente cómo las nubes tienen movimientos caprichosos en el cielo. Estos movimientos por cierto muy semejantes a los observados a través de la historia, donde incluso algunos casos se observan bajar entidades de las mismas.

Por otra parte, la misma maniobrabilidad de algunos OVNI´s hacen que pasen desapercibidos para algunos instrumentos de detección, esto como es de suponerse, sólo es necesario hallarse fuera del campo que cubre un radar, colocándose por encima o por debajo para pasar inadvertido. En medio de estos parámetros explicativos queda otra interrogativa, ¿se pueden ver o fotografiar entidades que se desarrollan en un plano de tres dimensiones? No, no se puede, ya que no obedecen las leyes físicas y ópticas del mismo comportamiento que conocemos, haciendo imposible dejar constancia en una placa o en un video, al menos con la óptica terrestre tal y como la conocemos.

Como se podrá deducir entonces, el hecho de que observemos OVNI´s en el cielo, sólo puede tratarse de un acto consciente de ser observados y enterarnos que allá arriba está sucediendo algo.