Skyline

Skyline
the movie

tus pupilas de gato

Virgin Galactic

House Music Ivan Robles

Wednesday, July 14, 2010

DARPA





La Agencia de Investigación de Proyectos Avanzados de Defensa (DARPA, por sus siglas en inglés) es una agencia del Departamento de Defensa de los Estados Unidos responsable del desarrollo de nuevas tecnologías para uso militar. Su enorme presupuesto le permite encarar proyectos que, a menudo, rozan lo ridículo, muchos de los cuales ya hemos visto en NeoTeo. Hoy hemos decidido mostrarte qué es lo más loco que se cocina en DARPA. Porque si Skynet existiese alguna vez, tendría un Made in DARPA escondido en algún lado

DARPA es absolutamente independiente de otras agencias estadounidenses similares, y reporta directamente al consejo del Departamento de Defensa. Oficialmente, DARPA tiene alrededor de 240 empleados, incluidos 140 técnicos, y dispone de un presupuesto promedio de 2.000 millones de dólares. Muchos observadores coinciden en señalar que la agencia recibe además importantes montos reservados que le ayudan a encarar los proyectos más onerosos. Para muchos, DARPA es el “brazo loco” del ejército estadounidense, y siempre está buscando ideas que le permitan obtener alguna clase de ventaja en el campo de batalla.

Lo avanzado, y a menudo descabellado, que son muchos de los proyectos que financia DARPA, ha hecho que la agencia haya sido noticia en las páginas de NeoTeo con bastante frecuencia. Por eso nos pareció interesante hacer una lista con los diez proyectos más locos de DARPA. ¡Aquí van!

Cerebro virtual de chimpancé

Este es un proyecto que pretende crear un completo mapa cerebral de los chimpancés. Como sabéis, estos primates son –evolutivamente hablando- muy parecidos a los humanos. Por eso, en DARPA suponen que todos los conocimientos que se obtengan de este trabajo podrán aplicarse más tarde en el desarrollo de tratamientos destinados a proporcionar curas eficaces a los pacientes que han sufrido alguna clase de daño cerebral. La idea es construir un elaborado mapa cerebral de los chimpancés y luego replicarlo en un modelo computacional que sea lo suficientemente fiel como para reproducir el funcionamiento del cerebro cuando esté realizando tareas complejas. Si funciona, servirá para simular qué ocurre cuando se producen daños en sus canales de entradas sensoriales. Quizás en el futuro no haga falta mutilar monitos todo el tiempo en nombre de la ciencia.

Uniformes “invisibles”
Si eres un soldado que se encuentra en medio del territorio enemigo, lo mejor que te puede pasar es que no te vean. Con esa idea en mente, DARPA financió en 2007 un proyecto destinado a proporcionar a los combatientes del ejército estadounidense un uniforme que virtualmente los convierta en invisibles. El secreto que hace posible esta milagrosa tela es uno más de los llamados “metamateriales”, es decir, materiales que tienen propiedades que no son comunes. Los científicos logran materiales asombrosos manipulando directamente su estructura molecular y, en este caso, los uniformes de DARPA permitirían disimular las figuras de los soldados haciendo que las ondas electromagnéticas “fluyan” alrededor de ellos, más o menos como lo hace el capote invisible. Los primeros en utilizar esta tecnología serían los soldados que se desempeñan en zonas urbanas enemigas.

Redes de datos robóticas



Seguramente has sufrido en carne propia la frustración que significa que tu conexión WiFi decida irse al garete cuando estás descargando un archivo importante o jugando a tu juego online favorito. Imagina lo que debe sentir un soldado que, en medio del campo de batalla, de repente deja de recibir la información indispensable para sobrevivir, como es la posición del enemigo, las órdenes de su comandante o las coordenadas de un lugar seguro. Para que esto no ocurra, DARPA ha financiado el desarrollo de una serie de robots, dotados de un sistema de locomoción mediante orugas, con baterías capaces de proporcionarle energía durante una o dos semanas, cada uno comportándose como un “nodo” de una red de comunicaciones WiFi. El sistema se llamará LANdroid y no necesitará configuración por parte de los soldados.

Materia Programable
Uno de los últimos proyectos financiados por DARPA es el desarrollo de materiales que puedan programarse para adoptar prácticamente cualquier forma. Esta tecnología debería proporcionar al ejército estadounidense una familia de compuestos programables, capaces de convertirse en escudos, camillas, muletas, palancas o incluso martillos, según se necesite. A pesar de lo extraño que pueda parecer un material con estas características, se sabe que son posibles y existen varios prototipos que pueden hacer este trabajo. La materia programable evitaría a las tropas el tener que arrastrar por el territorio enemigo una multitud de herramientas. Bastaría simplemente un recipiente lleno de esta “masilla” para generar cualquier herramienta que se necesite, utilizarla, y luego desintegrarla volviéndola a su forma original, para que pueda ser reutilizada en otro momento.

Submarino volador

En 2008 la agencia decidió financiar la construcción de un vehículo híbrido entre un submarino y un avión. La idea es desarrollar un vehículo volador con una autonomía de unos 2000 kilómetros, pero que si hace falta pueda desplazarse por debajo del agua como un submarino. DARPA cree que puede lograrse un vehículo así, con capacidad para transportar una carga útil de alrededor de 1000 kilogramos y capacidad para ocho pasajeros. Hace algunos años, Lockheed Martin trabajó en un concepto similar, llamado Cormorant, pero que solo permanecía debajo del agua durante el lanzamiento desde un submarino nodriza. En este caso, estamos hablando de un submarino volador tripulado hecho y derecho. El capitán Nemo estaría encantado de tripular un cacharro como ese

Robots líquidos

Si el proyecto de la materia programable te sorprendió, seguramente te interesará conocer los ChemBots, unos “robots líquidos” que DARPA pretende desarrollar para estar un paso adelante del enemigo. La agencia sabe que el empleo de robots le garantiza el acceso a zonas de combate inseguras. A menudo ocurre que el punto de entrada a esas zonas es una claraboya, una puerta pequeña o un hueco en un muro, y no puede enviarse un robot tradicional. Los ChemBots solucionarán esto gracias a su capacidad para deformarse y estirarse lo suficiente para atravesar aberturas cuyas dimensiones son mucho más pequeñas que el robot mismo y no se conocen a priori.

BigDog, el robot de carga
Cuando las balas enemigas pegan en el piso entre tus piernas y debes correr a refugiarte resulta bastante “incómodo” cargar con 50 o 60 kilos de suministros en tu mochila de combate. Para evitar esas “incomodidades”, DARPA ha financiado a Boston Dynamics, una empresa especializada en robótica, para el desarrollo de un robot llamado BigDog, cuyo aspecto exterior semeja el de un perro mediano. BigDog podrá transportar cargas pesadas por terrenos irregulares a buen ritmo de marcha, con gran agilidad y sentido de la orientación. El cuadrúpedo pesa unos 75 kilos, tiene una altura de 70 centímetros y puede transportar sin problemas una carga que supere los 140 kilos. Se encuentra en un estado de desarrollo bastante avanzado, y puedes verlo en funcionamiento en el video.



Granada nuclear
Este es el sueño húmedo de Duke Nukem hecho realidad: una “granada nuclear” pequeña y liviana, con una capacidad de destrucción equivalente a 7000 kilogramos de TNT. Basada en un isótopo del hafnio, esta pequeña bomba sería capaz de liberar una enorme cantidad de energía y se la conoce internamente como “Bomba DARPA # 1”. El secreto sobre las características de este ingenio es, naturalmente, muy alto, pero se supone que será lo suficientemente pequeña, liviana y segura como para ser transportada por uno o dos hombres. Un ingenio nuclear como éste seguramente será empleado a mansalva en la guerra del futuro. Para la mentalidad de un militar, un explosivo de semejante poder, que pueda transportarse en un Hummer, o arrojarse desde un pequeño avión espía no tripulado, es invaluable. Y DARPA no pudo resistir la tentación de encarar su desarrollo.

Robot que come materia orgánica
DARPA también se encuentra trabajando en el proyecto EATR, un robot autónomo capaz de “alimentarse” con materia orgánica. Si tienen éxito, los robot de combate del futuro no sólo nos machacarán a gusto, sino que utilizarán su motosierra y pinzas para cortarnos en trocitos lo suficientemente pequeños como para meternos en su “biodigestor”. Este trasto puede convertir nuestros sangrantes restos en la energía que necesita para seguir “trabajando” en nuestros compañeros. La empresa Robotic Technology ha sido elegida por DARPA para construir el EATR, que además podrá funcionar a base de gasolina, energía solar y gas propano.

Balas que doblan en la esquina

Este es, sin dudas, nuestro invento loco favorito. Una de las características más frustrantes que tienen las balas es que su trayectoria es imposible de modificar una vez que ha abandonado el cañón del arma que las disparó. El viento o la gravedad pueden hacer que se modifique su trayectoria y no puedan dar en el blanco. DARPA ha puesto unos 15 millones de euros para desarrollar una nueva generación de proyectiles que sean inmunes a estos problemas, y que incluso “puedan doblar” para rodear un obstáculo. Se sabe que las balas serán calibre .50 y que “serán controladas activamente” mediante la inclusión de electrónica y superficies de control a bordo del proyectil.

http://www.neoteo.com/tag/darpa.neo

No comments:

Mystery Space Machines

Calorie Calculator

There was an error in this gadget

Pensamiento de hoy

febrero, 2008
Aprender sin pensar es tiempo perdido, pensar sin aprender es peligroso.
Confucio, filósofo chino.


"No hay viento favorable para el que no sabe a dónde va" (Séneca)

Camuflaje OVNI

Copyright

En nuestro mundo, una de las facultades que más nos asombra del mundo animal es la llamada mimetismo. Esta es la capacidad de los organismos vivos para pasar inadvertidos para los depredadores. Las variantes son múltiples, desde cambiar el color del pelaje, confundiéndose con su medio, hasta el de adquirir las formas de su entorno, incluso cuando nosotros mismos observamos el comportamiento de animales de nuestro interés, utilizamos el recurso del camuflaje. En la guerra la invisibilidad es una premisa, es por eso que la nación que logre duplicar el camuflaje OVNI obtendrá todas las ventajas sobre su enemigo. Actualmente existen naves invisibles, por lo menos para el radar, como el llamado Stealth Fighter, que por su diseño y pintura especial pasa inadvertido para los radares.

Einstein, en una de sus teorías afirmaba que mediante procesos magnéticos haciendo vibrar un objeto, esté podría desplazar el espectro electromagnético visible que despiden los objetos haciéndolos completamente indistinguibles para el ojo humano. Teoría que se probaría en el tristemente célebre experimento Filadelfia en 1947, con repercusiones bastante lamentables.

Los rayos infrarrojos y ultravioleta están por encima y por debajo, respectivamente, del espectro visible para el ojo humano. Para que una frecuencia infrarroja pueda ser perceptible son necesarios elementos ópticos y tecnológicos de los que carece el ojo humano, sin embargo, un ejemplo claro para poder realizarlo en nuestro hogar, basta colocar un telemando frente a una cámara de video y observarlo en el monitor de televisión.

Esto explicaría cómo aparece y cómo queda registrado en un video un OVNI, cuando al realizar la grabación éste no se observa y ni siquiera es el centro de atención. No obstante, este fenómeno también se produce en negativos fotográficos aun cuando este proceso (óptico químico) es diferente al video. Dando una idea de que si nuestras percepciones físicas no pueden detectar estos avistamientos, sí se cuenta con elementos para poder observarlos.

Otro tipo de camuflaje OVNI (al menos físico y visible), sería el de adoptar las formas del entorno atmosférico, en este caso nubes. Se han registrado avistamientos donde los observadores de estos fenómenos, ven claramente cómo las nubes tienen movimientos caprichosos en el cielo. Estos movimientos por cierto muy semejantes a los observados a través de la historia, donde incluso algunos casos se observan bajar entidades de las mismas.

Por otra parte, la misma maniobrabilidad de algunos OVNI´s hacen que pasen desapercibidos para algunos instrumentos de detección, esto como es de suponerse, sólo es necesario hallarse fuera del campo que cubre un radar, colocándose por encima o por debajo para pasar inadvertido. En medio de estos parámetros explicativos queda otra interrogativa, ¿se pueden ver o fotografiar entidades que se desarrollan en un plano de tres dimensiones? No, no se puede, ya que no obedecen las leyes físicas y ópticas del mismo comportamiento que conocemos, haciendo imposible dejar constancia en una placa o en un video, al menos con la óptica terrestre tal y como la conocemos.

Como se podrá deducir entonces, el hecho de que observemos OVNI´s en el cielo, sólo puede tratarse de un acto consciente de ser observados y enterarnos que allá arriba está sucediendo algo.